domingo, 30 de marzo de 2014

Mi Blanky


Nada de poemas, hoy, sólo el recuerdo de quien tanto me brindo.

El Martes recién pasado perdí a  mi perrita,  a mi Blanky, 11 años estuvo a mi lado, brindándome su amor, su compañía, su protección...es difícil describir lo que siento, porque es una perdida que aún no asumo, me cuesta creer que se haya ido, parece que aún voy a verla moviendo su rabo, y mirándome con esos ojos de ternura que ella tenía, cuando yo estaba triste ella me miraba, se tiraba al suelo y buscaba que yo le acariciara la barriga, como si ella adivinará que eso me haría sonreír, cuando yo estaba enojada ella tomaba del suelo algún juguete y me molestaba, porque sabía que viéndola correr y saltar , volvería a sonreír y se me pasaría-( no he visto a otro perro saltar como ella, saltaba de una manera muy divertida, creo que tenía algún complejo de canguro) su aspecto era duro, parecía brava y ruda y cuando la veían en la calle, mujeres y hombres, sobre todo, las señoras mayores, se alejaban pensando que podría morderlas, lo que no sabían es que ella era incapaz de morder a alguien ( obviamente yo no lo decía, era un secreto entre ella y yo, gracias a su aspecto nadie se atrevía a pisar la puerta de mi casa sin antes llamar desde afuera) le gustaba que le hicieran cariño en la cabeza y ella parecía disfrutar cuando me elogiaban por lo linda que era, "una hermosa boxer decían"...aunque era un poco más baja y menos corpulenta que el boxer promedio, su pelaje era de color blanco, cosa que tampoco es muy común en un perro de su raza ( de hecho cuando nació era blanca, como un copo de nieve, sin manchas, con los años le salieron manchas, supongo que le gustaba disfrazarse, de canguro, dalmata y hasta la confundieron con un pitbull una vez, como a todos supongo que le gustaba usar máscaras, aunque era más real que muchos humanos que conozco) 

en resumen, mi Blanky era un perro diferente y único, tierna, amable y protectora, nunca dejo que nada me pasara, era mejor que un timbre, o una alarma, yo siempre sabía cuando alguien estaba cerca de la casa, ella paraba las orejas y ladraba tres veces cuando era alguien desconocido, y cuando era alguien conocido movía el rabo y saltaba...

Todavía  siento como un eco en mi cabeza..." Blanky  eso no se hace ahí, se hace acá!"..."Blanky los zapatos no se comen!"..."Blanky mi ropa interior no es un juguete"( era lo peor de sus travesuras, mi ropa interior más costosa y la mejor, eran victimas de sus dientes, eso y las mangueras para regar el jardín, ella las rompía constantemente, nunca lograré entender que le producían las mangueras)..."Blanky mira lo que hiciste ahora!"... ella agachaba la cabeza y se metía en su casa, le daba lo mismo,  hacía lo que quería, jamás se dejo domar...pero hasta su último minuto dio todo el amor que sabía dar.
Te Extraño tanto mi bola de pelos...






Quisiera poder escribirle un poema, pero supongo que las palabras no quieren salir, con ella se fue una pequeña parte de mi también, fue mi primer perro y tendré que acostumbrarme a vivir sintiendo ese vacío que dejó...hay personas que no logran entender el amor que se puede llegar a sentir por un animal, ellos forman parte de la familia, ellos son un miembro más y es por eso que duele tanto cuando ya no están...






9 COMENTARIOS:

sabores compartidos dijo...

Hola Cecy, todo lo que has dicho y expresado nos ha pasado a muchos y mas de una vez, es una p....ada cuando uno de estos pequeñajos nos deja, es algo que te rompe por dentro y a pesar del tiempo siempre te acuerdas de ellos ya que el dolor que produce su marcha es a veces más grande que el de algunas personas.
VEnga piensa que ella no querria que estes triste.
Cuidate mucho
unos besotessssssssssssssss

karras dijo...

Si, Claro que te comprendemos querida Cecy.
Desgraciadamente esta pérdida la hemos sufrido casi todos los que andamos por estos lares.
Y duele vaya si duele a veces creen que decimos algún disparate cuando comparamos esta pérdida con la de algún familiar y yo no me canso de repetir que si me diesen a elegir......
Bueno.
Quiero que sepas que eres muy afortunada de haber podido compartir su vida porque los que no han conocido el amor de una mascota tienen un vacío que no lo llenarán con ninguna otra cosa.
Besos y ánimos. Si quieres alguna vez hablar de ello dímelo y te mando mi correo porque creeme que te comprendo y muy bien.
Besos.

Mª Jesús Muñoz dijo...

Mi querida amiga,has hecho muy bien expresándote, debes dejar salir el sentimiento, que en este momento te domina y ciertamente te hiere...La vida nos prueba siempre, ella se ha ido, pero sigue contigo en espíritu,los animales también tienen su alma y su cielo,estoy segura de ello...El tiempo es el médico que cura todos los males, pero quizá en honor a tu perrita, quizá debas adoptar otra mascota a quien darle tu cariño y que seguramente suavizará el dolor que ahora sientes.
Te dejo mi gratitud por compartir y mi abrazo inmenso por tu autenticidad.
Feliz semana Cecy Lyaan.
M.Jesús

BATOOSAHI dijo...

Todos los que hemos tenido o tenemos mascotas hemos pasado por eso. Se les llega a querer como si fueran de la familia y nos duele mucho su perdida.
Mi más sentido pésame, un gran abrazo y un beso.

Pedro Luis López Pérez (PL.LP) dijo...

Hace unos años me murió mi perrita "Negry". La habíamos cogido en un Pueblo porque estaba perdida...Era impresionante y antes de morir le dediqué una Poesía que la puedes ver en el desplegable...Fue un Gran impacto para toda la Familia. Después de una Protectora cogimos a "Dama" y le dimos una Vida mejor.
Seguro que "Blanky" estará en el Reino de los Cielos caninos mirando por ti y protegiéndote.
Abrazos y Besines.

albert dijo...

i love you kisses

Cecy Lyaan dijo...

Gracias por sus cariñosos comentarios amigos blogueros Maria Jésus, Orthos, Karras, Batoosahi, PL.LP, albert me siento agradecida y comprendida

Rosa María dijo...

Comprendo ese dolor, ya que estos animalitos son tan nobles y aman como nadie lo hacen. Yo necesito amar a los animales para equilibrarme en el camino de la comprensión. Cada vez que tengo que despedirme de alguno, la herida permanece mientras viva.
Un abraciño,
Rosa María Milleiro
http://poemas-rosamariamilleiro.blogspot.com.es/

Isabel Moraga dijo...

Querida hija me duele saber que sufres tanto pero valor mi niña ay que darle tiempo al tiempo ,,,,te amo con todo mi corazón