lunes, 24 de marzo de 2014

Historia de Cronopios, famas y Esperanzas ( aunque las esperanzas a nadie le importan)



Dedicado a mi Fama...o No, quien sabe...

Cuando lo "conocí" pensé, él es un fama, no hay duda de eso, pero llamó poderosamente mi atención ( y eso no me suele suceder con frecuencia) con el pasar del tiempo, comencé a mirarlo y a descubrir sus colores, "su sonrisa si todavía existe, se convierte en arcoiris" sus colores eran diferentes definitivamente, era diferente, pero él era un fama, o no?, de todos modos, lo que si era cierto es que, yo era un cronopio, un cronopio azul, quizás el único cronopio azul que existía, supongo que cuando yo lo decía, él no tenía la más mínima idea de lo que yo quería decir. Me hubiera gustado decirle, a modo de explicación, -"lee el libro" aunque obvio, mi respuesta, habría parecido más cercana a un fama que a un cronopio, así es que como suelen hacer los cronopios al final no dije nada, pero sin duda yo era un cronopio, incluso más cronopio, que los mismos cronopios de Cortázar, y aunque sé que él no me entendía ( debo haberle parecido una persona muy extraña), como les suele suceder a los cronopios, no importaba, yo me conformaba, porque eso es lo que hacen los cronopios y era feliz con eso, no me quejaba, es más me gustaba gritar por ahí "Soy un cronopio" y me daba lo mismo que los demás no me entendieran o que no hayan leído el libro, yo con más fuerza gritaba: cronopio, cronopio, cronopio!

Yo le solía escribir a "mi fama" que eramos como globos en un mundo lleno de agujas...lo que ahora me causa gracia, y me río un poco, porque no fue, sino hasta hoy que, leyendo un blog ( del cual debo decir, literalmente usurpé esta idea) descubrí que Cortázar, antes de darle "vida" a los cronopios, se le ocurrió la idea, por primera vez en un teatro en París, ahí tuvo la visión de globos verdes flotando alrededor de la sala...entonces me reí aún más...


Los Cronopios - decía Cortázar hace años, en una entrevista en el programa "A fondo" de TVE - tienen conductas de poetas y son poco sociables, un poco ermitaños y soñadores, En sus relatos, Cortázar evita dar una descripción física precisa de los cronopios y se refiere a ellos sólo como "seres verdes y húmedos".

 Pero volvamos al relato, entonces, queda claro que yo era un cronopio verdad? uno de color azul, idealista, sensible, rebelde y a veces un tanto ingenua...a diferencia de los famas, que son pretenciosos y formales, y las esperanzas que suelen ser aburridas e ignorantes...


Vamos por parte entonces...y aquí es donde la historia se vuelve gris y rosa, y triste y hermosa, pero no importa porque los cronopios aman todas esas cosas...


¿Que hace un cronopio cuando se enamora?

Cortázar dice: un cronopio cuando se enamora pierde totalmente la cabeza, dejan de escribir en el papel y empiezan escribir poemas en todas partes, Cuando a un cronopio le rompen el corazón, llora un poco, y luego un poco más. Se sabe desdichado y húmedo. Pero mientras llora, piensa en que a todos alguna vez le rompen el corazón. En que enamorarse significa también llorar un poco. Y que a diferencia de los famas, el cronopio llora cuando siente ganas, y como tiene ganas, llora un poco más...

¿Que hace un fama cuando se enamora?

cuando un fama se enamora,  lo anota minuciosamente en una libreta. Lo anota minuciosamente sin olvidar escribir la fecha y la hora en que se enamoró. Lo anota minuciosamente, porque eso es lo que hacen los famas, piensan en todo detalladamente, Compra rosas. Seis. Siempre seis. Y las regala.

la terrible conclusión fue cuando leí...

"Un fama jamás se enamora de un cronopio. Los famas solo se enamoran de famas"

Cuando lo leí, me dio una gran tristeza, Porque esto no lo sabía, y caí en el terrible desconsuelo, de saber porqué hay cronopios, famas y esperanzas, y esto lo digo Yo, No Cortázar...


Cuando a un fama le rompen el corazón y esto si lo dice Cortázar, decide que el amor es cosa de cronopios. Corta minuciosamente la hoja de su libreta en la que había escrito "me enamoré" y la envuelve de pies a cabeza en una sábana negra y la coloca parada en una pared con un cartel que dice: "cuando creí (erróneamente) que un fama podía enamorarse". 


Entonces después de todo este monólogo, que no sé si alguien se anime a leer, por lo extenso del texto, llego a la conclusión para concluir alguna cosa, si es que algo de esto puede tener una conclusión...

Quizás él si era un cronopio, uno verde que se disfrazaba de fama para tener un escudo...si!, quizás si era un cronopio, sólo que él no lo sabía, o nadie le dijo...y es por eso que yo me enamoré de él...o era un fama? el tiempo me dará la respuesta...quizás si, quizás no...mientras seguiré escribiendo poemas, porque eso es lo que hace un cronopio cuando se enamora...y yo me enamoré de él...pero esto ya lo había mencionado, verdad?



 y tú de que manera te enamoras?

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
Muchas veces, me siento parte de todos los libros que he leído, enamorada del amor como Cortázar, sensible como Benedetti, sufrida y tormentosa como Pizarnik y podría seguir enumerando autores y de paso aburriendo a los que me leen...pero esto es todo por ahora...nos encontramos en otro monólogo aburrido, entre el aquí y el ahora, el ayer y el mañana...
entre Cronopios, Famas y Esperanzas...




7 COMENTARIOS:

sabores compartidos dijo...

Bueno jejej un poco lioso esto de los fama y los cronopios, pero creo que en esto del amor uno se tiene que entregar a fondo sin sacar la calculadora para que las cosas funcionana sino es cuestion de tiempo.
unos besotesssssssssssssssss

karras dijo...

Pienso querida Cecylyaan que los cronopios somos mayoría por suerte.
Entiendo la descripción de estos sobre todo como seres sensibles y enamoradizos a los que los famas miran de reojo como parte del mobiliario de una casa.
Lo bueno (entiendo yo) de ser cronopio es que se sabe hasta donde se llega y no se intenta aparentar lo que uno no es como les pasa a los otros.
Yo me siento a gusto dentro de esta descripción como cronopio porque huyo de la posibilidad de convertirme en un fama por el temor a perder mi sencilla forma de existir.
Besos.

40añera dijo...

Bueno a final lo he entendido y definitivamente yo cronocopio!

Un beso

BATOOSAHI dijo...

Pues después de leer tu monólogo, creo que soy cronopio, que es mejor de ser un fama.
Besos.

CHARO dijo...

Pues que me he "liao" de momento y solo veía un ojo grande que me miraba y miraba........esa mirada me ha parecido muy tierna y me ha hecho llegar a la conclusión de que soy cronopio;-)
Besicos

Jorge Roque Azurduy dijo...

muy buena tu descripción... eres muy sensible y creativa! Y tb graciosa.. saludos

pretimi dijo...

CRONOPIO !!!