lunes, 26 de septiembre de 2011


Hoy leyendo en la red cosas por aquí y por allá, leí una breve historia que llamó mi atención, me pregunto cuantos de nosotros realmente disfrutamos de la Vida sea cual sea la que nos toco vivir  y Amamos Incondicionalmente...Me permito compartir este pequeño relato con quienes quieran leerlo, sentarnos a meditarlo no nos tomará más de cinco minutos....


Un día comprendí que el silencio vale mas que mil palabras!: Un periodista le hizo una Entrevista a Dios, al entrar en la habitación le pregunto: ¿que es lo que más te sorprende de la humanidad?, a lo que Dios respondió: que se aburren de ser niños y quieran crecer rápido, para después desear ser niños otra vez. Que desperdicien la salud para hacer dinero y luego pierdan el dinero para recuperar la salud. Que ansíen el futuro y olviden el presente y así no viven ni el presente ni el futuro. Que vivan como si nunca fuesen a morir y mueran como si nunca hubieran vivido....... Quedé en silencio un rato y le dije: Padre, cuáles son las lecciones de vida que quieres que tus hijos aprendamos? Y con una sonrisa respondió: ... que aprendan que no pueden hacer que nadie los ame sino dejarse amar, que lo mas valioso en la vida no es lo que tenemos sino a quien tenemos, que una persona rica no es quien tiene más sino quien necesita menos y que el dinero puede comprar todo menos la felicidad, QUE EL FISICO ATRAE PERO LA PERSONALIDAD ENAMORA. Que Quien NO VALORA lo que tiene, algún día se lamentará por haberlo perdido y que quien hace mal algún día recibirá su merecido. Si quieres ser feliz haz feliz a alguien, si quieres recibir, da un poco de ti, rodéate de buenas personas y sé una de ellas. Recuerda, a veces a quien menos esperas es quien te hará vivir buenas experiencias! Nunca arruines tu presente por un pasado que no tiene futuro.: Una persona fuerte sabe cómo mantener en orden su vida. Aun con lágrimas en los ojos, se las arregla para decir con una sonrisa, "estoy bien". —

5 COMENTARIOS:

MAJECARMU dijo...

Cecylya,me he sentado contigo a meditar tu relato y me ha encantado.Esa entrevista a Dios es una maravilla,queremos crecer,dejar de ser niños y después volverlo a ser...
Si,hemos de reflexionar,centrarnos en nuestro mundo,nuestra familia y amigos y tratar de dar lo mejor de cada uno,fortalecernos y vivir intensamente el presente.
Mi gratitud y mi abrazo inmenso por tu estupendo post.
Mi último post no se actualiza,no se porqué será,pero no ha salido a la blogosfera.
M.Jesús

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Hola, ya estoy aquí, poco a poco os voy comentando.
Me ha gustado este texto, !cómo no!todas son verdades que hemos ido olvidando.
Si supiéramos que al final de la vida el único examen que nos harán. es de cómo hemos amado,muchas cosas no las hubiéramos hecho y otras las hubiésemos dejado llenas de amor.
Gracias por ser como eres.
Con ternura
Sor.Cecilia

Gladys dijo...

Hola Cecylya, hermoso escrito muy verdadero por lo demás me encanto, ya lo había leído por ahí pero fue bueno recordarlo, es precioso me emociona leerlo muchas gracias por compartirlo.
Gracias por tu visita ami blog, siempre serás bienvenida, a sido un gran placer leerte.
Un gran abrazo que estés muy bien y espero que tu regreces por mi humilde espacio.

OZNA-OZNA dijo...

infinitas gracias querida sensible y dulce poeta por el bello relato que nos regalas, muchos besinos de esta amiga admiradora que te desea con cariño feliz fin de semana.

Nerim dijo...

Hay un proverbio Chino que dice:
"que curioso es el hombre
nacer no pide,
vivir no sabe.
morir no quiere"

Un abrazo